ESVAL desmiente acusación de robo de agua en Llay Llay

A través de un comunicado, la Empresa Sanitaria de Valparaíso Esval, desmintió las acusaciones de presunto robo de agua denunciadas por el diputado socialista Christian Urízar, ocurridas en Llay Llay el fin de semana pasado tras la emergencia provocada por la crecida del río Aconcagua.
La aclaración indica que: “Esval informó que los pozos y fuentes de agua que ocupó para hacer frente al episodio de turbiedad en la Región de Valparaíso, contaban con todos los permisos necesarios para su uso… El pasado domingo día 26 de febrero, en el contexto de la emergencia y con el fin de minimizar los efectos de ésta en la población, se emitió un Decreto que faculta al MOP, entre otras acciones, a la facilitación de los medios necesarios para asegurar el debido suministro de agua.”
El diputado, imputado por el Ministerio Público como autor del delito de fraude al fisco, aseguró ayer que la empresa no contaba con los permisos necesarios de la DGA en Llay Llay para extraer el vital elemento.